Buscar

El Blog de Gary Gutiérrez

Abusador de cafeína, asador de patio, comidista y cronista del bajo mundo culinario, iconoclasta aspirante a ácrata, apóstata, y comantenedor de @tempranopr

Etiqueta

chuck steak

Pasta estilo asiático con chuck steak ahumado (foto cameo)


Empanadilla de chuck steak ahumado… Smoke chuck steak fry pies… (crónica visual)


ahume la carne con su recta favorita
luego de que la carne este tierna por la lenta cocción prepare las empanadillas o pastelillos con plantillas comerciales
¡Buen provecho!!!!

Potaje con hueso de res asado; 4 horas en el “slow cooker” (crónica visual)


Chuck steak a la brasa

Sándwich de chuck steak con chimichurri fresco… ¡QUE BUENO ES!!!!


Chuck steak a la parrilla

Chimichurri

Chuck steak “sellado inverso”… pa’ “fajitas”


Recién, solo por experimentar, le pedí a Olivera mi “meat guy” en Econo de los Caobos en Ponce, una posta de dos pulgadas de espesor con bastante “mármol”. Para que me saliera más económica le pedí que le dejara un poco de hueso.

El experimento comenzó sometiendo a la carne por 48 horas en el refrigerador en una salmuera seca.

Tras sacado del refrigerador para que se ambientara, terminé de sazonar la carne con un poco de aceite de oliva y pimienta. Luego la puse en el asador preparado para cocción indirecta. En esta ocasión utilicé un termómetro para saber cómo iba la temperatura interior de la carne durante la cocción.

Cuando la temperatura interna de la carne alcanzó los 125 grados Fahrenheit, poco menos de dos horas más tarde, moví la pieza sobre la brasa para sellarla. Por eso el método se llama sellado al reverso o sellado inverso.

Allí sobre el infierno de Bayamanaco, la dejé como 12 minutos (recuerden que era de 2″) volteándolo cada tres hasta que llegó a los 135 f.

Finalmente, mientras la carne reposaba por unos 20 minutos fuera de la parrilla, puse a fuego indirecto unos pimientos (mini) y unas cebollas que utilicé para acompañar las carnes.

Finalmente, cortadas en tiritas y acompañadas con los aromáticos, usamos unas plantillas de trigo para comerlas acompañadas por una cavita rosada.

Por supuesto, la carne que sobró, será para sándwiches durante la semana… !BUEN PROVECHO!

“Montaditos” con el “chuck steak”…


Uno de los proyectos culinarios esta semana fue un “chuck steak” que tiré sobre las brasas. Por supuesto siendo una pieza de sobre 2 pulgadas de ancho, con un peso de casi 4 libras”, sobró un montón carne.

Así que para cena de sábado, se me ocurrió hacer unos montaditos de carne de res con quesos. Rebané unas lascas del steak que originalmente se cocinó a término “medio crudo”. Las puse en el horno precalentado hasta que perdieron el frío del refrigerador, llevando su término a “medio”.

Luego corté unas rebanadas de pan soba’o, el que había, le monté los pedazos de carne, le tiré los jugos que soltó la carne al calentarse y lo terminé con una mezcla de quesos, más un chorrito de aceite de oliva.

De regreso al horno en “broil” hasta que se derritieran los quesos.

Demás está decir que hubo que bajarlo con un tinto fresco…

¡Buen provecho!

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: