Accese publicación original en Noticel

 
Kendo Kaponi y otros reggaetoneros vinculados con
Por: Cristina del Mar Quiles 10/04/2012 7:17 am
El supuesto productor de reggaetón arrestado el sábado por múltiples violaciones a la Ley de Armas, ha sido vinculado por la Policía con los exponentes de este género musical Baby Rasta & Gringo, además de con Kendo Kaponi. Pero estudiosos de la criminalidad advirtieron que sería muy simplista identificar un género musical como causante de actividad criminal.

Lo cierto es que el género ha tenido una racha en los últimos años con el arresto de varias figuras de alto perfil en la industria. Desde José Luis “Coquito” López, un productor asesinado y vinculado al narcotráfico, pasando por Ángel “Ángelo Millones” Ayala Vázquez, un narcotraficante convicto que financiaba conciertos del género, hasta Raphy Pina, quien enfrenta acusaciones de lavado de dinero y fraude hipotecario, el género ha sido impactado con vinculaciones públicas con la actividad criminal.

El más reciente caso fue el de Mario Montañez Gómez, también conocido como “EME El Mago”, quien fue arrestado el pasado sábado en el centro comercial Prime Outlets, de Barceloneta, luego de un intercambio de disparos en el área del estacionamiento. Allí se le ocupó un vehículo y un arma alterada para convertirla en automática.

La casa productora Eme Music figura como presentadora de la más reciente producción musical en que aparecen Baby Rasta & Gringo, “Los Duros”. Están en el mismo trabajo otros intérpretes como Kendo Kaponi, Bobby “El Lobo Negro”, Jomar, Pacho & Cirilo, Voltio y Santana. “EME El Mago” tiene a su cargo la “Intro” y la canción “Veredicto de Muerte”.

Además, “EME El Mago” aparece en varias canciones de Kendo Kaponi, cuyo estilo favorece el rap callejero y que, incluso, trata el tema de las guerras por narcotráfico en sus canciones.

NotiCel se comunicó con el manejador de los artistas, Ganda Duars, pero al pedirle una reacción al arresto de “EME El Mago”, este descontinuó la comunicación y no pudo ser contactado nuevamente.

Dos efectos de un mismo fenómeno

El arresto del supuesto productor de reggaetón pone de relieve nuevamente una muy comentada relación entre este género musical y la criminalidad, en cuanto al trasiego de drogas y armas.

Sin embargo, para el criminólogo, Gary Gutiérrez, pensar el asunto como “causa y efecto” es una forma muy simplista de atacar el problema que arropa a Puerto Rico.

“El trasiego de armas ilegales en nuestro país es un negocio que aparenta ser lucrativo y no me sorprende que sea una opción para hombres jóvenes que están desarrollándose en el mundo criminal, sin decir que este es el caso”, comentó el sociólogo.

 Gutiérrez es muy enfático al establecer que tanto la criminalidad, como las letras de canciones de cualquier género que podrían considerarse como de contenido violento “son dos expresiones de un mismo fenómeno… La gente violenta puede que disfrute del reggaetón, pero no son violentos porque disfruten del reggaetón”.

El también profesor universitario coincide con otros expertos en el tema, que explican la problemática de la criminalidad en la desigualdad de clases sociales.

“Es muy fácil celebrar el que cogieron a este muchacho con esas armas, pero ¿eso significa qué?… Vivimos en un sistema violento, nuestra sociedad es producto de un sistema desigual donde se imponen los que tienen dinero sobre los que no tienen, ¿cómo esperas que de esa combinación no salga un país violento?”

 “En esa cultura de violencia, de la cual el rap es una expresión y no un causante, el tener un arma encima es una forma en que individuos que son marginados por la sociedad se sientan empoderados”, añade, al recordar la letra de un grupo de rap estadounidense que dice “el poder en mi barrio se establece con el barril de un cañón”.

Entonces, “es un simplismo, conocido en la sociología como pánico moral, tratar de vincular cosas como estas al reggaetón”.

Anuncios